lunes, 29 de febrero de 2016

La alfombra roja de los premios Óscar 2016.

Anoche tuvo lugar en Los Ángeles la ceremonia de los premios Óscar 2016, que además de tenernos en vilo para ver si Leo se alzaba con la preciada estatuilla, contó con su ineludible alfombra roja: la más esperada del año. Pero no esperéis más, que os la cuento ya...

Jennifer Lawrence se hizo esperar, pero llegó -la última- ataviada en un Dior lencero que, si bien le favorecía, no le situó entre las mejor vestidas de la noche. La aclamada Brie Larson estuvo divina en su Gucci azul, todo lo contrario que una decepcionante Kate Winslet, de la que se esperaba mucho pero erró por completo en su Ralph Lauren tornasolado. Alicia Vikander desafió supersticiones vestida por Louis Vuitton.

La que fuera compañera de Dicaprio, Margot Robbie, fue una de las mejor vestidas en estos premios al estilo old Hollywood de Diane Von Furstenberg.También estuvo de Óscar el Armani Privé turquesa escogido por una fabulosa Cate Blanchett, aunque el vestido de la misma firma de Naomi Watts no le quedaba lejos. De rojo Dior vimos a una escotadísima (y sexy) Charlize Theron

No destacó mucho la apuesta al negro de Julianne Moore, de Chanel, muy distinto a uno de mis favoritos de la noche: el Givenchy de Rooney Mara, fiel a su estilo. Sí acertó con Chanel la protagonista de "Star Wars", Daisy Ridley, que se atrevió con el midi. Quedó claro que si Lady Gaga se propone algo lo consigue: incluso estar entre las mejor vestidas con su mono encolado de Brandon Maxwell.

Exuberante, como ella es, era el Marchesa de Sofía Vergara. Rachel McAdams, sin embargo, prefirió el toque sexy enseñando pierna con su August Getty. Como una diosa griega vimos a la fantástica Olivia Wilde enfundada en un Valentino blanco. No faltó a su cita con los premios Óscar una Jennifer Garner no muy destacada en la alfombra roja, vestida por Versace.

Emily Blunt presumió de embarazo sobre la alfombra roja con un Prada perfecto para su estado. Sorprendió en redes sociales el glamour de Sophie Turner y su Galván plata. Saior Seronan prefirió las lentejuelas, infalibles en una gala como esta, de Calvin Klein. También llegó algo de color a los Óscar gracias al naranja Stella McCartney de Olivia Munn.

Nos aburrió Reese Witherspoon con su eterno palabra de honor, esta vez en un corpiño poco acertado de Óscar de la Renta. Mucho mejor elección el Christian Siriano coral de la estilista Louise Roe, como también fue muy acertado el vestido de Patricia Arquette, firmado por Marina Rinaldi. Original y fabuloso el vestido de Amy Poehler, de Andrew Gn.

Para sorpresa de todos, Heidi Klum eligió un Marchesa con el que parecía más bien la dama de honor de una película de bajo presupuesto. No mucho mejor fue la elección bicolor con cuerpo de cuero de Kerry Washington, por mucho que fuera un Versace. Sí mejoró el panorama el floreado Ferragamo de Isla Fisher. Y para terminar ¿os suena el vestido de Tina Fey? No, no es el de Reese Witherspoon... el suyo es un Versace (no mucho mejor).

Si tengo que elegir favorita en esta alfombra roja, me cuesta decidirme entre Margot Robbie, Rooney Mara, Naomi Watts o Cate Blanchett... Aunque sin duda Heidi Klum fue la peor vestida. Y para vosotros, ¿quiénes fueron las mejor vestidas de estos premios Óscar?

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

¡Gracias por leerme! Para mi el contador de visitas es un mero indicador de gente que tropezó en mi blog por casualidad, pero lo que más me gusta es leer y contestar vuestros comentarios, ¡me interesa mucho vuestra opinión!