lunes, 17 de octubre de 2016

Por qué comprar ropa de segunda mano.

Durante mucho tiempo la ropa de segunda mano se consideró cutre y anticuada, sólo para aquellos que querían cazar ofertas sin importarles la moda. Sin embargo, en la última década este concepto ha dado un giro de la mano de la tendencia vintage y son muchas las bloggers y celebrities que se apuntan a lucir prendas de segunda mano. Las razones para que tú también te sumerjas en este mundo, te las contamos a continuación.

Chaqueta Caked - 28,93€ | Camisa Caked - 22,26€ | Shorts Cats got the cream - 19,47€ | Vestido Pop Sick - 26,71€ | Poncho Vintaholic - 27,82€ | Shorts Caked - 8,90€
El primer motivo que lleva a comprar ropa de segunda mano a amantes de la moda en muchas ocasiones es la originalidad que permite conseguir. Es prácticamente imposible coincidir con alguien que lleve la misma prenda que tú y, además, te permite definir tu estilo de forma única, al margen de las tendencias que plagan las grandes cadenas.
Por supuesto, una razón de gran peso para comprar ropa de segunda mano es que se trata de moda sostenible, un concepto en el que bien valdría la pena ahondar más en un futuro post. Al ser reciclada, no ha sido necesario contaminar en su fabricación ni explotar a un trabajador del tercer mundo para que tú puedas llevarla. Y si esto pasó alguna vez, al menos estás impidiendo que pase de nuevo hoy.
Vestido Nanas Wardrobe - 12,46€ | Sudadera Miss Fortune (Adidas) - 55,62€ | Falda The Vintage Scene (Fred Perry) - 15,48€ | Bañador Boho Rose (Moschino) - 35,61€ | Top Pop Sick - 7,47€ | Sandalias Dotty Theresa (Lanvin) - 50,70€
Además, es necesario distinguir entre segunda mano y vintage. Lo segundo, en términos estrictos, se aplica a prendas con más de veinte años, si bien hoy en día a pasado a definir al estilo retro en general. Esto nos lleva a otra razón para comprar segunda mano: aunque hay prendas vintage de marca que aumentan su valor con el paso de los años, puedes encontrar auténticas gangas de hace pocos años o de marcas desconocidas.
Está claro que a Macklemore se lo ganaron por las gangas.
Es de pura lógica pensar que si una prenda ha sobrevivido en buen estado diez, veinte, cuarenta años... su calidad es excelente. Su anterior dueño habrá cuidado de ella, pero tú deberías intentar lo mismo para que dure lo máximo posible y así colaborar en esa sostenibilidad de la que hablábamos antes.
Chaqueta Santo Spirito Vintage - 29,95€ | Blusa Boho Rose - 22,26€ | Blazer Millie and Me - 3,89€ | Pantalones Dark Paradise (Moschino) - 42,28€ | Mono The East End - 22,26€
La última de nuestras razones no se encuentra en las prendas, sino en el proceso de búsqueda. La oferta de segunda mano es tan sumamente variada que encontrar prendas originales que se ajusten a nuestros gustos, talla y bolsillo puede ser lo más divertido, y lo que realmente termine “enganchándonos” a comprar este tipo de ropa.
Una de las tiendas Flamingo's Vintage Kilo.
Algunas tiendas físicas de ropa de segunda mano en España son Flamingo’s Vintage Kilo, Humana o Santo Spirito Vintage. Por supuesto, en Internet este universo se expande hasta el infinito. Son muy interesantes las boutiques vintage que alberga el gigante Asos por lo exótico y variado de éstas, pero también las aplicaciones del estilo de Chicfy, con prendas que normalmente no tienen más de tres o cuatro temporadas.

Y vosotras, ¿os animáis con la ropa de segunda mano?

2 comentarios:

  1. me encantaría poder comprar ropa de segunda mano, sobretodo vintage, pero por mi zona no hay ningún sitio..
    muy interesante el post!

    un beso enorme

    www.aprendiendoaquererme.com

    ResponderEliminar
  2. La verdad es que tienes mucha razón!
    La ropa vintage además es top!!!
    Un beso guapa

    http://www.coco-smile.com/

    ResponderEliminar

¡Gracias por leerme! Para mi el contador de visitas es un mero indicador de gente que tropezó en mi blog por casualidad, pero lo que más me gusta es leer y contestar vuestros comentarios, ¡me interesa mucho vuestra opinión!